domingo, 4 de enero de 2009

Los Santos Reyes



Melchor, Gaspar y Baltazar son los nombres de los Reyes Magos de Oriente que fueron a ver al niño Dios recién nacido. ¡Qué alegría e ilusión traen los reyes magos de Oriente a los niños. Ya para éstas horas los niños están escribiendoles su "cartita" pidiendoles un sinúmero de juguetes y hasta ropa y calzado. Mis listas crecían cada vez que veía yo un juguete en la tienda de Chevito Saldaña o en la tienda de mi tío Mon que rentaban las hijas de don Zerapio Razo. Yo quería un tren de pilas, pelota, soldado que toca el tambor, zapatos con hebilla, pistolas, troca con costalitos de plástico, coche de cuerda y así, mi lista de juguetes que quería se hacía larga, larga. Luego era pintar (darles brillo) los zapatos y ponerlos en un lugar en donde se vieran para que los reyes no los dejaran de ver y poder colocar los juguetes. Regularmente los colocabamos junto al nacimiento o un una banca en el zaguán de la casa con su cartita dentro del zapato. Era noche de no dormir pues con la expectación de querer ver a los santos reyes, no dormiamos. A mi me trajeron una carcacha de cuerda que hasta el día de hoy, conservo como un apriciado tesoro. Me divertí mucho con ella y se encuentra en perfecto estado. Será porque no eran juguetes hechos para un día. Además, les teníamos que poner sus cubetas con agua para los camellos pues según nosotros, llegarían sedientos de andar por todo el mundo repartiendo juguetes. En esa época yo nunca supe de la existencia del pobre de Santa Clos. Que no se por que le decimos "Santa" Clos si es un hombre bien panzón que sufre del pecado capital de la glotonería. El hecho es que hasta que vine a los EEUU fue que me enteré que por acá no celebraban eso de los Santos Reyes que en mi opinión es más bonito pero, es solo mi punto de vista.




También hacían la cabalgata de los Santos Reyes por todo el pueblo. Esa se hace el día seis de enero y es representada por niños vestidos de Melchor, Gaspar y Baltazar y todos van a caballo. Regalan juguetes y muchos caramelos y colaciones a los presentes. Es bonito ver a los niños con sus rostros iluminados por la inosencia de la infancia y llenos de ilusión. Lástima que hay niños muy pobres que nunca verán, ni se ilusionarán, ni tendrán un juguete entre sus manos. Que pasen todos, un muy felíz día de los Reyes de Oriente.

6 comentarios:

Bob Mrotek dijo...

Alfredo,
Unas frases no entendí. ¿Qué significan "zapatos con evilla" y "carcacha de cuerda"? ¿Es posible que "evilla" es también "hebilla"?

Alfredo dijo...

Bob, déjame ver en mi "tumbaburros". Jodido, usted está correcto. Se escribe hebilla y no como yo lo hize. Gracias por la corrección. En cuanto a carcacha de cuerda. Una carcacha de juguete representa un coche viejo que tiene una "cuerda". Como los relojes de antaño que se les daba "wining" no se como se dice en inglés. ¿Me entiende?

Bob Mrotek dijo...

Sí, Alfredo, ahora me cayo el veinte. En Inglé se llama "wind up toy". ¿Verdad?

Alfredo dijo...

Correcto señor. Solo que no sabía como se decía en inglés. ¿Ud. tubo algún juguete así?

Bob Mrotek dijo...

Por supuesto yo tuVo juguetes así. Soy un viejo :)

Alfredo dijo...

lol