martes, 7 de octubre de 2008

Cazería de rebozuelo




El día de ayer lunes fuimos, mi hermano y yo de cazería de hongo o seta rebozuelo. También le llaman seta de San Juan, seta de haya, cabrilla, santerella, cantarella, cuerno de la abundancia entre otros nombres comunes. Su numbre científico es; Cantharellus cibarius. Es un hongo muy apriciado por los cocineros pues tiene un sabor muy exquisito. Es de color entre el amarillo de una yema de huevo, hasta un amarillo pálido tendiendo a color anarnajadoso. Es de carne abundante, tierna, con aroma afrutado, color crema-blanco.




Nos fuimos desde muy temprano al bosque cerca del volcán Rainier. Aproximadamente unos ciento treinta kilómetros de la ciudad de Seattle. Una vez que nos estacionamos, iniciamos nuestra caminata por un camino de tierra que ha sido "cortado" por el río que pasa a un lado. El agua se ha llevado parte del camino en dos o tres lugares. Se tiene que dar una vuelta de aproximadamente quince kilómetros en camino de tierra. Afortunadamente había llovido en días anteriores y no se levantaba tanto polvo.



Logramos recolectar entre mi hermano y yo diéz kilos. Y eso que la semana anterior Jerry y yo habiamos recolectado otros diéz kilogramos. Todos en el mismo sitio el cual es secreto. Además de rebozuelos, había una gran variedad de otros tipos de hongos que no me atrevo a recolectar por falta de conocimiento. Se que muchos de los que vi no son venenosos pero, tampoco son de los mejores. Así que mejor dejarlos en paz y me llevé, sus imágenes.



Por supuesto y como en todos lados, nos encontramos las señales del camino destrozadas. Unas tienen balazos, que es lo típico por éstos lugares. Y el famoso "grafitiao" hijo de la chingada que parece que llena de entusiasmo a los nacos.

No les traduzco lo que dice porque me da más vergüenza a mi y no me parece hacerlo.

Con los rebozuelos se pueden hacer muchos guisos deliciosos. He escuchado que se guisan con risoto. Yo los he preparado con acelgas, zanahorias, papas, ajo, chayote, algún tipo de pasta, jitomate y cebolla. Se puede hacer "en seco" o en caldillo, queda muy bueno.

5 comentarios:

Bob Mrotek dijo...

Gracias Alfredo. Me has enseñado una palabra nueva: rebozuelo = chanterelle

Alfredo dijo...

Me alegra mucho que siga usted aprendiendo nuestro bello castellano. Yo también aprendo nuevas palabras in inglés. Algunas no se pueden pronunciar. Tiene uno que torcer la lengua como si fuese una vaca comiendo yerba, jajaja.

Laube dijo...

Hola Alfredo.
Mi marido y yo somos muy fans de recolectar setas en general. Él prefiere los níscalos y yo las cantarellas y los boletus edulis. Salimos muy temprano para venirnos con lo necesario para comer 1-2 días. Disfrutamos mucho, al igual que veo que también disfrutas tú.
Saludos desde Gran Canaria

Alfredo Medina González dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Alfredo Medina González dijo...

Laube:

Más me alegra a mi tu visita a ésta insignificante bitácora. No se cuáles son las setas niscalos Laube pero, los boletos edulis me encantan, sobre todo su tamaño al encontrarlos en los bosques. Igual yo, salgo temprano por la mañana para regresar hasta el otro día. A veces preparo alguna sopa que cae muy bien en los fríos bosques o una taza de chocolate con leche. Simplemente, no tiene precio hacer eso.

Saludos cordiales y deberías si no es mucha la molestia, compartir alguna de tus recetas de éstas deliciosas setas.

Alfredo.